La empresa Gaz de France ha anunciado que ha conseguido un contrato para la construcción de un centro de almacenamiento en el Reino Unido por un valor de quinientos millones de euros. La capacidad del lugar alcanzará los cuatrocientos millones de metros cúbicos de gas y GDF se encargará de asegurar su explotación durante treinta años, según el contrato suscrito con la empresa británica INEOS. La empresa francesa señala que la operación forma parte de su interés por reforzar la presencia internacional y subraya que el Reino Unido tiene el mercado gasista más importante de Europa, con un crecimiento del 2 por ciento anual.