Después de encontrar apoyo en 2.613, nivel próximo al mínimo anual situado en 2.608, el futuro recupera posiciones con contundencia y comienzan a aparecer los primeros signos de giro al alza.

Un cierre en horario por encima del máximo de ayer, 2.666, confirmaría la ruptura de la directriz bajista que parte de máximos mensuales y vendría acompañado por un cruce al alza de las líneas del indicador MACD que presentan amplias divergencias alcistas.

En este contexto podríamos trabajar con un escenario de rebote a muy corto plazo buscando un siguiente nivel de llegada en 2.696. Mientras el precio no recupere 2.666 mantenemos el riesgo en una vuelta a la zona de mínimos anuales, 2.613 / 2.608.

Futuro DJ Eurostoxx50 en gráfico horario