El déficit del Estado se colocó a cierre del mes de octubre en los 40.065 millones de euros, lo que supone el 3,70% del PIB, esto es un 17% menos que el mismo periodo del año anterior cuando se alcanzaron los 48.198 millones de euros. Por su parte, el Superávit de la Seguridad Social cayó un 44,3% hasta octubre.

El déficit registrado entre enero y octubre fue consecuencia de unos pagos que se situaron en 126.284 millones de euros, un 15,7% menos, mientras que los ingresos sumaron 86.219 millones de euros, un 15,2% menos.

En términos de caja, que computa los ingresos y gastos que efectivamente se han realizado durante el periodo, el Estado alcanzó un déficit de 26.734 millones de euros, inferior al déficit de 34.850 millones de 2010.

Los ingresos no financieros totales acumulados durante los diez meses del año ascendieron a 153.799 millones de euros, lo que supone un ligero incremento del 1,4% respecto a los obtenidos en el mismo periodo de 2010. Los ingresos tributarios, los más significativos, alcanzaron los 142.254 millones, un 1,2% más que un año antes.