El precio del petróleo –que marcó un nuevo máximo histórico- y el dato de confianza del consumidor americano –en mínimos de 26 años- fueron un lastre demasiado pesado para el Ibex 35 que terminó el día en negativo, aunque la semana con un saldo positivo del 1,28%. Al cierre, el selectivo del continuo español se dejó un 0,43% hasta los 14.124,80 puntos con todos sus blue chips en la parte baja de la tabla. Una tabla que lideró con poderío REE y cuyas pérdidas encabezó Mapfre al ceder más de un 2,5%. Las demás plazas bursátiles europeas aguantaron el envite americano y lograron terminar el día en positivo en una jornada en la que el euro operó a 1,5554 dólares.
Jornada de más a menos la vivida este viernes por el selectivo español que terminó el día con un recorte del 0,43% hasta los 14.124,80 puntos tras conocerse que la confianza del consumidor al otro lado del Atlántico se situaba este mes de mayo a su nivel más bajo en 26 años. Recortes del Ibex azuzados, a su vez, por los números rojos de sus blue chips y en especial de Iberdrola que acabó la jornada con una caída del 1,94%. La eléctrica presidida por Sánchez Galán presentó hoy -según la agencia de noticias Reuters- una oferta conjunta con RWE por la británica British Energy. Una fuente familiarizada con la operación comentó que la compañía de energía nuclear British Energy habría recibido varios acercamientos de OPA, uno de ellos procedente de un consorcio compuesto por Iberdrola y la eléctrica alemana RWE. Números rojos importantes también para Telefónica (-0,83%) mientras que Santander recortó un 0,21%, BBVA se dejó un 0,07% mientras que Repsol terminó el día 0,15%. En la cola del Ibex, Mapfre, que terminó el día con una caída del 2,58% mientras que Gamesa cedió al cierre un 1,99%, Iberia un 2,53% y BME un 1,50%. En la parte alta de la tabla REE que sumó al cierre un 1,67% mientras que Acciona se revalorizó un 1,40% beneficiada en parte, según fuentes del mercado, por el hecho de que compañías con importantes activos en energías renovables se están viendo beneficiadas por los elevados niveles del crudo. Así, por ejemplo, Iberdrola Renovables ganó un 0,45% al cierre.