El Ibex 35 ampliaba los recortes en una sesión en la que han abundado las referencias económicas. Por un lado las preocupaciones sobre el desenlace griego sigue presionando la renta variable española, así como los CDS de Portugal y del propio país heleno que hoy han tocado máximos.

Parece imprescindible que el gobierno griego llegue a aprobar en la sesión del martes el plan de austeridad que incluye un proyecto de privatizaciones por valor de 28.000 millones, algo que de momento no está claro debido a la oposición. En este sentido Merkel ya lo ha dejado claro, si no hay recortes no habrá ayudas.

Sin salir del plano macro hoy hemos conocido un mal dato de empleo en EEUU lo que se une a las palabras de ayer del presidente de la FED en las que se advertía de que las previsiones para final de año son peores de lo esperado.

En el plano de las materias primas la AIE ha llegado a un consenso para sacar 60 millones de barriles estra durante un período de 30 días a razón de 2 millones de barriles al día, lo que ha provocado el descenso en la cotización del crudo que se ha quedado en los 109 dólares en el caso del crudo brent, referencia en Europa.


En este sentido IAG se ha beneficiado de estos recortes y ha sido la única del selectivo español que ha cerrado la jornada en positivo con alzas del 1,58%.
Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Los grandes bancos han arrastrado al Ibex hasta dejarlo con caídas cercanas del 3%. El BBVA se ha dejado hasta un 5,46% mientras que el Banco Santander ha recortado hasta los 4,7% en una nueva jornada más propia de chicharros que de blue chips. De esta manera lideran las caídas del selectivo.

Pero no han sido los únicos grandes del selectivo que han cerrado con importantes recortes. Iberdrola se ha dejado un 2,72%; Repsol un 2% y Telefónica un 1,96%.