El Servicio de Estudios del BBVA ha rebajado tres décimas, hasta el 2,8%, la previsión de crecimiento de la economía española para 2008, por las turbulencias financieras internacionales derivadas de la crisis de las hipotecas subprime en Estados Unidos, pero mantiene en el 3,8% la estimación de crecimiento para este año. En su último informe sobre la economía española, la entidad indica que el PIB intensificará a lo largo de los próximos trimestres "la dinámica de desaceleración gradual" en que ya está inmersa, hasta registrar en 2008 un crecimiento del 2,8%, un punto menos que la estimación para este año y medio punto por debajo de la previsión que mantiene el Gobierno.