Las solicitudes de subsidio por desempleo en Estados Unidos se mantuvieron sin cambios la semana pasada en 388.000, el nivel más alto en lo que va del año, informó hoy el Departamento de Trabajo.


El promedio de solicitudes en cuatro semanas, que es un indicador más confiable de la tendencia, aumentó en 6.250 y se ubicó en 381.750, también el nivel más alto del año.

En la semana que concluyó el 14 de abril la cifra de personas que percibía el subsidio pagado por los Estados aumentó en 3.000 y quedó en 3,32 millones, según el informe del gobierno.

No obstante, las peticiones superaron las expectativas del mercado, que descontaba 365.000 solicitudes.