La entidad resultante contará con un volumen de activos por valor de 29.500 millones de euros, un coeficiente de solvencia del 13,65% y con presencia en 38 provincias españolas.


Los consejos rectores de Caja Campo, segunda caja rural de la Comunidad Valenciana, y Cajamar Caja Rural, primera cooperativa de crédito y caja rural de España, han anunciado este proyecto de fusión que dará como resultado un fortalecimiento de su posición como líder del sector con 46.500 millones de euros de volumen de negocio.

El acuerdo tiene como objetivo impulsar sinergias dentro del sector de las cajas rurales y acumulan entre ambas 4.445 empleados.