El Ibex 35 comienza la última jornada bursátil del año con una subida considerable del 0,70% lo que le mantiene en los 8.560 puntos. Gamesa es la compañía que vive un mayor repunte, hasta un 3%, con sus títulos en los 3.22 euros después de anunciar en la tarde de ayer la adquisición de nuevas dos plantas en el exterior. ACS, segunda en discordia, sube un 1% y Grifols, muy próxima, en el 0,96% arriba. Por el momento, Caixabank es el único valor que no se despide del rojo y cotiza en negativo un 0,40%.

Inditex sube un 0,60% después de que el holding inmobiliario de Amancio Ortega anunciara ayer la compra por 400 millones de euros de la legendaria Torre Picasso madrileña propiedad de FCC, que hoy rebota un 0,45%.
Cómo no, hay que fijarse en el sector bancario en el último día del año. El Banco Santander sube un 0,45%, BBVA, ligeramente por encima, suma medio punto porcentual al alza. Ambos pendientes del ansiado rebote del próximo año…Veremos.

Por su parte, la Bolsa de Milán sube en los primeros compases de negociación un 0,70% y se coloca por encima de los 15.000 puntos después de las dos buenas subastas de deuda del Tesoro. La última, la de ayer, en la que colocó deuda a diez años a un menor tipo de interés. Compañías italianas como Generali (+1,7%) y las financieras Unicredito e Intesa San Paolo encabezan las ganancias del índice comunitario Eurostoxx.

La prima de riesgo, que abre tímidamente a la baja, sigue empeñada en mantenerse en niveles preocupantes a pesar de que las tensiones de deuda periférica empiezan –aparentemente- a contenerse tras las dos subastas de Italia de esta semana. El spread español se mantiene por encima de los 330 puntos básicos, la italiana se coloca en los 517.

El par euro/dólar amanece hoy en el 1,29 después de que el Banco Central Europeo fijara ayer el cambio ligeramente por debajo en los 1,288 dólares.