El banco francés BNP Paribas anunció hoy que tuvo unos beneficios netos de 1.305 millones de euros en el tercer trimestre del año, un 44,8% más que en el mismo periodo de 2008. El resultado del segundo banco de la zona del euro por capitalización bursátil es superior a lo estimado por el mercado y se explica en buena medida por la aportación de su filial belga Fortis, explicó el grupo en un comunicado.
El anuncio de BNP Paribas se produce un día después de que Société Générale informara de que sus beneficios trimestrales aumentaron un 132% hasta los 426 millones de euros. En los nueve primeros meses del año, BNP Paribas incrementó sus beneficios un 1,8% hasta los 4.467 millones de euros, precisó.

Pese al incremento de los beneficios, el banco señaló que mantiene unas provisiones elevadas para afrontar eventuales problemas derivados de la crisis económica. BNP Paribas explicó que su filial belga Fortis, cuyas cuentas fueron integradas en la matriz el pasado 12 de mayo, por lo que no existen puntos de comparación, contribuyó al beneficio del grupo con 277 millones de euros.

El banco francés se hizo a principios de año con el control del belga, al borde de la quiebra al verse severamente afectado por la crisis financiera. En el tercer trimestre, el producto neto bancario del grupo alcanzó los 8.632 millones de euros, un 14,3% más que en el mismo periodo de 2008.

El resultado bruto de explotación se situó en los 4.020 millones de euros, en progresión del 31,8%. En los nueve primeros meses del año, el producto neto bancario fue de 30.133 millones, un 33,8%. Las provisiones por los riesgos de crédito del banco se elevan a 2.300 millones de euros.

El director general del banco, Baudouin Prot, señaló que el coste del riesgo del banco se mantendrá elevado a causa de la crisis.