El reciente incremento de los precios del petróleo puede generar una "subida temporal y relativamente modesta" de la inflación en EEUU, aunque será una "amenaza" si se mantiene, dijo hoy el presidente de la Reserva Federal (Fed), Ben Bernanke.
"El crecimiento económico y la estabilidad de precios podrían verse afectados si (el encarecimiento del crudo) se mantiene a medio plazo y convierten las expectativas de inflación baja en menos razonables de lo previsto", dijo Bernanke en su comparecencia ante la Cámara de Representantes.