Las bolsas europeas continúan indecisos tras el acuerdo alcanzado en Grecia. El acuerdo “lo valoramos positivamente por el elevado grado de aceptación y por las dudas que ha habido esta semana”, reconoce Francisco Rodríguez, analista de Banco Sabadell.

En declaraciones a Radio Intereconomía, este experto reconoce que en los últimos días “sigue habiendo dudas sobre la sostenibilidad de este segundo rescate de Grecia pero se evita un default desordenado y se gana tiempo para seguir reformando el FEESF y las cuentas públicas de otros periféricos, como Italia y España”.

El sector financiero, después de lo que habían hecho hasta ahora, tienen un impacto bajo. “Esto viene porque antes de llevarse a cabo el pacto de la quita, los bancos habían provisionado un 75% de la deuda griega por lo que limita el posible impacto en capital o en resultado”. Por la parte de la liquidez, “las últimas inyecciones del BCE también aportan gran liquidez a las entidades”.

Aun así, sigue habiendo oportunidades en el mercado. “Después del anuncio en Grecia, lo que marcará la evolución de los mercados vendrán siendo los datos macro y nuestras perspectivas son positivas”. Rodríguez admite que “lo que estamos haciendo es aprovechar recortes de compañías cíclicas, como Arcelor o Daimmler para poder entrar. Valores como Acerinox y recomendaciones con perfiles conservadores en Europa, como AB Inveb o SAP”.