Los principales índices de la bolsa de Nueva York suben ante las posibles exclusiones para México y Canadá de los aranceles propuestos por el presidente estadounidense, lo que suaviza los miedos a una posible guerra comercial que se dispararon tras la renuncia del principal asesor financiero de Trump, Gary Cohn.

Apertura con ganancias en Wall Street después de que  en la jornada de ayer Wall Street cerrase con signo mixto, en una jornada de análisis dispares, en la que los inversores trataban de entender que ocurriría con la política comercial de estadounidense, una vez que Donald Trump prometiese fuertes aranceles a la importación del 25% al acero y del 10% al aluminio.

Las preocupaciones sobre una potencial guerra comercial se habían intensificado después de que Gary Cohn, renunciase el martes a su cargo de principal asesor económico de Trump, esto provocó caídas inicialmente tanto en el S&P 500 cómo en el Dow Jones, pero a última hora de la tarde, Sarah Sanders, portavoz de la Casa Blanca afirmó que podría haber exclusiones para México y Canadá basadas en la seguridad nacional y estas excepciones podrían ampliarse también a otros países.

El analista de IG, Sergio Ávila, explica que “esos comentarios suavizaron las preocupaciones sobre la perspectiva de medidas comerciales más agresivas y provocaron que los índices recuperasen terreno”.

Los analistas de Bankinter destacan que “el proteccionismo pierde fuerza y eso favorecerá una buena sesión bursátil. México y Canadá quedarán excluidos de los aranceles si aceptan redefinir el tratado Nafta en términos más ventajosos para EEUU. Se confirma la tesis que venimos defendiendo. Insistimos: este asunto no es tan negativo como parece y no desembocará en un proceso proteccionista global”.

Según recoge el 'Washington Post’, la propuesta, que se espera que sea presentada este jueves, ofrecería a Canadá y México una exención de tarifas de 30 días.

El diario ha asegurado que las exenciones podrían extenderse en función del progreso en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN, también conocido como NAFTA).  A mediados del pasado mes de febrero, el Departamento de Comercio de EEUU instó a la Administración a imponer un arancel de al menos un 24% sobre las importaciones de acero a cualquier país del mundo o, en su defecto, una cuota del 53% sobre la compra de este material desde EEUU en doce países, incluidos China o Brasil.

“Se esperaba que Trump firmara una proclama presidencial para establecer los aranceles durante hoy  jueves, pero un funcionario de la Casa Blanca dijo después que podría pasar al viernes porque los documentos debían pasar por un proceso legal”, explica Ávila.

En una jornada de escasas referencias macroeconómicas, destaca la publicación del dato semanal de solicitudes de ayudas por desempleo, que han subido hasta las 231.000 desde las 210.000 de la semana anterior. Asimismo, el dato ha estado por encima de lo esperado por los analistas (220.000).

La preocupación se centra en que unos salarios más altos pueden provocar presiones inflacionistas que lleven a la Reserva Federal a aumentar los tipos de interés de una forma más rápida o más elevada que las tres subidas en 2018 que descuenta el mercado y que los mismos miembros del banco central estadounidense han señalado.  Se espera que las ganancias promedio por hora disminuyan una décima en febrero, hasta el 2,8%.

El Dow Jones sube un 0,20%, el S&P 500, un 0,24% y el Nasdaq, un 0,33%.

Con el índice industrial en los 24.850 puntos, las ganancias las lidera Boeing, que sube un 0,69%, por delante de Walmart, que avanza un 0,65% y de Nike, que se revaloriza un 0,61%.

En el lado de las pérdidas destaca la de UnitedHealth, que cede un 0,53%, seguido de American Express, que se deja un 0,45% y de General Electric, que retrocede un 0,14%.

En la apertura de Wall Street, el euro retrocede frente al dólar y se intercambia a 1,235 billetes verdes, después de haber alcanzado los 1,24, después de que el BCE haya eliminado la frase que afirma que “podría aumentar el dinero destinado a compras en términos de tamaño y duración si es necesario”.

El movimiento ha sido rotundo, esto implica que los miembros del Comité confían en que la economía de los países miembros de la eurozona será capaz de conseguir que la situación económica se deteriore.  El propio Mario Draghi, el presidente de la institución, afirma que hoy tienen más confianza en que la inflación pueda converger con sus objetivos del 2% en el largo plazo.

En el mercado de materias primas, el precio del petróleo Brent baja un 0,19%, hasta los 64,36 dólares, mientras que el West Texas estadounidense se dejan un 0,33%, hasta los 60,95 dólares por barril.