El S&P 500 podría cerrar su mayor racha alcista desde febrero, con el sexto día consecutivo de subidas en bolsa. Esto ha permitido que tanto el selectivo como el Nasdaq vuelvan a tocar nuevos máximos históricos y el suelo cada vez está más lejos.

Y eso a pesar de que las actas de la FED mostraron ayer que  no hay vuelta atrás con la subida de tipos y que en junio podríamos asistir un nuevo encarecimiento de 25 puntos básicos del precio del dinero, el segundo movimiento desde que comenzó el ejercicio.

Pero, ¿quién está protagonizando las subidas? ¿De mano de quién se están produciendo estas alzas?

En Goldman Sachs han calculado que un 16% de las subidas del S&P 500 hasta la semana pasada las había proporcionado solo una compañía,  Apple.  La mayor cotizada del mundo por capitalización tiene una ponderación del 4% en el índice.

Alphabet, por su parte, tiene un peso del 3% en el selectivo, y su subida en el año ha supuesto un 7% del total de las del índice. Una contribución idéntica a la de Amazon y ligeramente superior a la de Facebook y Microsoft. Entre estas cinco empresas han aportado un 40% de todas las alzas del S&P 500.

Mayores contribuidores

Es más, los expertos de Goldman Sachs han calculado que solo 10 compañías han generado el 52% de las subidas de todo el índice y que las otras 490 no han aportado ni la mitad.

En estos momentos, los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión sitúan al índice en plena fase alcista, con una puntuación de 9 sobre los diez posibles.  Las tendencias tanto a largo como a corto plazo del selectivo son alcistas.

Indicador del S&P 500