Los futuros de los principales índices de la bolsa de Nueva York registran subidas en la preapertura de una sesión en la que la atención está puesta en los datos de empleo de diciembre, con especial atención  en la variación de nóminas no agrícolas.

Los futuros del Dow Jones suben un 0,35%; los del S&P 500, un 0,33%; y los del Nasdaq, un 0,41%, después de que en la sesión de ayer el índice industrial sobrepasase  la cota de 25.000 puntos.

La sesión de hoy estará protagonizada por el informe oficial de empleo en Estados Unidos, tras un muy buen dato de empleo privado ADP (250.000 frente a la previsión de 190.000) conocido ayer.

Los analistas de Renta 4 subrayan que en el mes de diciembre se espera una creación de 190.000 nóminas no agrícolas, con cierta moderación respecto al excelente dato de noviembre (228.000) pero por encima de la media mensual de los últimos 12 meses (174.000). Este ritmo de creación de empleo mantendría la tasa de paro sin cambios en su mínimo histórico de 4,1%. “Los inversores estarán también pendientes de la evolución de los salarios, que se podrían estabilizar en el 2,5% anual. Un contexto propicio para que la Reserva Federal continúe subiendo sus tipos y reduciendo su balance de forma gradual”, añaden.

Por su parte, los analistas de Bankinter consideran que, si se cumplen los pronósticos, la solidez del empleo “es el principal argumento de la Fed para continuar con su política de subida gradual de tipos a pesar de que la inflación (PCE subyacente +1,5%) se encuentra por debajo de su objetivo (+2,0%). La Fed apuesta por tres nuevas subidas de tipos en 2018 (hasta el rango 2,00/2,25%)”.

Al otro lado del Atlántico también se conocerá la balanza comercial, los pedidos a fábrica y el ISM no manufacturero.

En el apartado empresarial, la atención volverá a estar en el sector tecnológico, después de que cerrasen con tendencia mixta la sesión de ayer. Las acciones de Amazon  subieron un 0,45%; las de Google, un 0,395; las de Microsoft, un 0,88%; las de Apple, un 0,46%, y las de AMD, un 4,96%; mientras que Intel cerró con un descenso del 1,83%.

Se descubrieron dos problemas de seguridad, llamados Meltdown y Spectre, que afectan a la práctica totalidad de los microprocesadores actuales, pudiendo permitir el robo de los contenidos de la memoria de los ordenadores, dispositivos móviles y servicios en la nube.  El otro fallo, Spectre, es un problema directamente asociado con la arquitectura de los procesadores actuales.

Antes de la apertura de Wall Street el euro retrocede frente al dólar y se cambia a 1,204 billetes verdes.

Los precios del petróleo se alejan de los máximos de mayo de 2015, afectados por el incremento de la producción en EEUU. Así, el Brent de referencia en Europa retrocede un 0,97%, hasta los 67,42 dólares por barril.