Los futuros de los principales índices de la bolsa de Nueva York se mantienen casi planos en la preapertura, con los inversores absteniéndose de hacer grandes apuestas, a la espera de la reunión de la Reserva Federal.

Los futuros del Dow Jones pierden un 0,03% y los del Nasdaq, un 0,01%, mientras que los del S&P 500 avanzan un 0,02%, después de que dichos índices registraran en la sesión de ayer nuevos récords.

El Dow subió un 0,18%, el S&P 500, un 0,11% y el Nasdaq, un 0,117%.

Analistas estadounidenses explican que los mercados financieros están consolidando las ganancias, con la vista puesta en la Reserva Federal y en las palabras de su presidenta, Janet Yellen, cuanto concluya la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto.

Aunque coinciden en señalar que no se producirá un alza de los tipos, consideran que esta reunión podría ser histórica, ya que podría suponer dar detalles sobre la reducción del balance de la Fed, de 4,5 millones de dólares, que podría comenzar en octubre.

Los analistas de Renta 4 no descartan que la Fed retrase el inicio de reducción de balance ante la incertidumbre política, lo que nos llevaría a la siguiente reunión, prevista para el 1 de noviembre. En cualquier caso, consideran bastante claro que la normalización monetaria seguirá adelante, dado el buen ritmo de actividad económica en Estados Unidos y su situación de pleno empleo.

Desde Bankinter señalan que la Fed “puede hacer cualquier cosa pero lo más probable es que al menos anuncie la fecha de inicio para drenar estímulos (“tapering”) y mantenga su tipo director (1,00% 1,25%)”.

La entidad recuerda que el ritmo de retirada lo conocemos desde junio: 6.000 millones de dólares menos al mes en bonos cada 3 meses y durante 12 meses hasta llegar a retirar 30.000 millones mensualmente, al tiempo que retirará  4.000 millones al mes de bonos de agencias y MBS al mismo ritmo hasta bajar 20.000 millones al mes.

En cualquier caso, la decisión se conocerá a partir de las 20.00 hora española.

Mientras tanto, el euro se mantiene por encima de los 1,20 dólares.

En el mercado de materias primas, los precios del petróleo siguen avanzando, con el Brent rozando los 56 dólares, mientras que el West Texas mantiene el nivel de los 50 dólares.