Los futuros de los principales índices de la bolsa de Nueva York registran subidas, con el Dow Jones y el S&P apuntando a nuevos records en la apertura, una vez que los inversores recuperan el apetito por el riesgo gracias a las menores preocupaciones por la tensión con corea del Norte.

Los futuros del Dow Jones suben un 0,26%, los del S&P 500, un 0,18% y los del Nasdaq, un 0,12%, después de que la semana pasada Wall Street ya registrase fuertes ganancias.

El viernes, el Dow Jones cerró registrando su cuarto récord consecutivo, al tiempo que enlazó seis sesiones al alza, mientras que el S&P 500 registró su trigésimo cuarto récord en lo que va de año.

Las ganancias semanales de dichos índices, del 2,16% y del 1,58%, respectivamente- fueron las mejores para el Dow Jones y el S&P 500 desde finales de 2016.

El lunes, las preocupaciones por las tensiones entre Corea del Norte y Estados Unidos parecían estar disminuyendo, con los inversores volviendo a las acciones y otros activos considerados más riesgosos.

En la sesión de hoy, la principal referencia al otro lado del Atlántico será el índice NAHB mercado viviendas de septiembre, con una previsión de 67 puntos, desde los 68 puntos del mes anterior.

Sin embargo, en EEUU, como en Europa, la vista está puesta en la reunión de la Reserva Federal del miércoles.

Desde Bankinter destacan que la reunión de la Fed del miércoles será el factor clave. “El escenario más probable es que la Fed inicie la normalización de su balance, reduciendo el volumen de bonos que reinvierte tras su vencimiento y dejando la puerta abierta a un aumento de tipos en diciembre. Pero podría hacer sólo lo primero y tampoco sería malo. En este caso, el dólar repuntaría. Por el contrario, si la Fed no actúa ni concreta cuándo lo hará, el euro volvería a superar el nivel de 1,20 dólares” explican.

Antes de la apertura de Wall Street, el euro permanece estable en los 1,194 dólares

En el plano empresarial,  las acciones de Orbital ATK llegan a subir un 20% en la preapertura, después de que Northrop Grummon haya anunciado un acuerdo para comprar a su contratista rival de defensa por 7,8 mil millones de euros en efectivo.

Las acciones de Northrop Grummon se mantienen sin cambios.