Hace unas semanas Endesa traspasaba a Enel todos sus activos en Latinoamérica a cambio de 8.252,9 millones. ¿Es un precio justo?


Endesa aprobaba la venta de su negocio latinoamericano a Enel en consejo de administración, en la que la propia compañía italiana tiene un peso mayoritario, por lo que, lo que Enel diga, va a misa.

El valor contable a 30 de septiembre de los activos netos de Enersis ascendía a 12.066 millones de euros, de los cuales 6.001 millones de euros corresponden a los accionistas minoritarios, por lo que el valor contable neto de los activos objeto de desinversión asciende a 6.065 millones de euros.

Con esta compra Enel se ha llevado unos activos que proporcionaron unos ingresos de 47.028 millones de euros a Endesa en los nueve primeros meses del año. De hecho, en dicho periodo esos ingresos supusieron un 40% del total de ventas que tuvo la compañía española hasta septiembre.

endesa


Por si fuera poco, Endesa no ha destinado el importe ingresado por la venta de estos activo a caja o a inversiones, sino simplemente a repartirlo entre sus accionistas en concepto de dividendos. Concretamente repartió 7,79 euros por acción.

Además, Endesa tendrá que desembolsar unos gastos fiscales de 300 millones de euros como obliga el impuesto sobre sociedades en Chile.