Una vez se ha realizado toda la corrección, nos tomaremos unos días de relativa reflexión para saber a donde nos dirigimos.
Dependeremos de que se serenen los ánimos en el banco central japonés. Ha cambiado el sentimiento primero miedos inflacionistas y ahora por el crecimiento. Una vez se ha realizado toda la corrección, nos tomaremos unos días de relativa reflexión para saber a donde nos dirigimos.