Está claro que el sector editorial mundial está cambiando y está en plena reconversión industrial, como nunca antes se había imaginado. Pero el panorama desolador al que se enfrentan los grandes diarios nacionales y regionales en España es, sin duda,  aún peor que el resto de grandes cabeceras mundiales.

Acaba de hacerse público que el diario 20 minutos ha sido vendido al grupo Heraldo de Aragón, ya que llevaba casi 20 millones de pérdidas acumuladas en los últimos años y el diario on.line Teinteresa.es acaba de entrar en concurso de acreedores y ha dejado de publicar noticias.

También cerro el diario gratuito “Metro” que vio la crisis llegar y, cuando nos quitaron ya hace unos años la famosa Triple A cómo país solvente, decidió cerrar el chiringuito y no apostar por España ( sin duda una decisión que le ha ahorrado muchos millones de euros si tenemos en cuenta cómo le ha ido a su competidor directo 20 Minutos). Dio la casualidad de que el día que S&P nos quitaron la Triple A, estuve en una reunión en el diario Metro para buscar unas colaboraciones con Estrategias de Inversión, aquel día estuvimos con Alberto Diaz, su director general y una persona de las más validas del mundo de Internet y literalmente nos dijo “ Mi jefe dice que no invierte en republicas bananeras”...¡Y eso que sólo nos habían quitado la Triple A! Si llegan a ver lo que vino después, no sé que nombre nos hubiesen dado. Ahora mismo somos BBB estable, pero llegamos a ser BBB negativa.

Y me parece que no serán los únicos que entran en barrena ( teniendo en cuenta solo los diarios, no las revistas que la crisis está siendo igual de mala) ya que el actual panorama económico no permite tener tantos jugadores en el mercado, tal cantidad de medios digitales y cabeceras históricas haciéndose la competencia, incluso el todopoderoso Yahoo! España ha abandonado su presencia en nuestro país, dejando todos los contenidos automatizados y sin personal en España.

Si miramos las cifras de publicidad (que es cómo finalmente se financia casi cualquier proyecto de internet), podemos ver la caída brutal de la publicidad en papel, que pasó de facturar más de 1.500 millones de euros en 2008 a los poco más de 662 en 2013 ( aún no está disponible el dato de 2014 según Infoadex),   casi un 50% menos en apenas 5 años, mientras que el “sustitutivo” natural que sería la publicidad on line de los diarios, apenas ha subido un 20% en estos 5 años


El problema viene  de que la publicidad on line se divide entre muchos más jugadores, periódicos on line, diarios digitales y sobre todo los todopoderosos Google y Facebook, por lo que la tarta es realmente pequeña a repartir entre el resto de medios y además, con unos modelos de negocio basados en captación de clientes que no son los más adecuados para sus audiencias.

Nos podemos hacer una idea más real si vemos la comparativa de la Publicidad de diarios escritos y la publicidad on.line en este gráfico, que puede hacernos pensar que en unos años, la publicidad on line podría llegar a ser la misma que hubo en publicidad papel en su día. Pero nada más lejos de la realidad, y no solo por el gran número de soportes y periódicos entre los que se tiene que repartir la tarta, sino por este futuro que les pongo más abajo.



…La famosa tendencia del usuario, que no es nada más y nada menos que Móvil. Cada vez hay más usuarios que visitan las páginas informativas portales de internet a través de Tablet y móvil y es aquí dónde viene el problema puesto que si miramos cómo está evolucionando la inversión publicitaria en móvil comparada con la publicidad en Internet, nos encontramos con esto…. ¡No llega a un 10% !



Y el problema es que ya hay muchos soportes de internet que tienen un 50% de su tráfico desde el móvil, lo que supone que apenas tienen publicidad para servir y, por lo tanto, no pueden monetizar estos proyectos. En la transición de papel a internet existen muchos costes que se podrán reducir, desde la imprenta, edición de papel pero de hacer contenidos de calidad de internet a móvil no hay ajustes de costes, cuesta lo mismo, pero los medios no es que no ganen, es que pierden y cada vez más.

Mucho me temo que esto no ha hecho más que empezar y que tan sólo los proyectos con músculo financiero para aguantar - o los realmente flexibles en costes o con modelos de negocio distintos al de la publicidad-  van a poder sobrevivir.

Además ahora Google va a primar las búsquedas desde el móvil a los soportes que tengan canal móvil pero también acaba de avisar que no les gustan los Interestitial y cortinillas ( esos formatos grandes que ocupan toda la pagina), por lo que penalizará a los soportes que los tengan. Vamos que cada vez es más difícil monetizar un proyecto de contenidos en internet, y no quiero pensar cómo lo harán los grandes editores españoles que además tienen una deuda terrible en sus balances fruto de la expansión que se hizo en el pasado.

Porque de seguir así, la tendencia de usuarios que van a visitar su periódico favorito a través del móvil, esto es lo que les espera.