A pesar de la subida que llevan en el año, los índices del mercado estadounidense están en niveles de resistencia. Un comportamiento que favorece que haya un rebote.

Los índices de renta variable estadounidenses siguen por encima de los niveles que favorecen un rebote. En las últimas semanas advertíamos "de que si la corrección continuaba entre el 5-10% no había que temer un cambio de tendencia. Y es lo que ha ocurrido, desde el pasado 4 de junio la subida de los principales índices de Wall Street ha sido del 5%". El S&P500 ha superado los 1.335 puntos, resistencia, por lo que puede ser el momento clave para que haya un rebote. A nivel técnico afirmamos que estamos en nivel de resistencia y si logramos sobrepasarlo veremos rally en los próximos meses.

El IPC bajó en el mes de mayo tres  décimas para colocarse en el 1.7%. Además la producción industrial se vio mermada en el mes de mayo, por la reducción de la producción en el sector manufacturero, además las ventas minoristas bajaron sin embargo esta bajada estaba propiciada por la bajada del precio de la gasolina lo que ha propiciado que las grandes estaciones estadounidenses facturaran menos. Adicionalmente, datos sobre el comportamiento del consumidor que cerró siete meses de subidas. Suficientes datos “peores de lo esperado pero que tuvieron su parte positiva en los datos de hipotecas”.

Respecto a la operación que puede llevar a cabo la FED, "ahora está todo bastante dividido. Hace dos semanas sólo el 35% de los analistas de Reuters apoyaba más medidas depero esta semana se ha elevado hasta el 50%". Se reunirán los miembros del FOMC, primero para anunciar datos sobre política monetaria – no esperamos cambios – y posteriormente habrá datos sobre qué espera la FED en los próximos meses. En Miramar Capital EAFI creen que si realmente se toman medidas de estímulo serán “más a través de una operación twist, vende deuda a corto plazo para vender bonos a largo plazo”.

¿Qué puede hacer que la FED lleve a cabo una política de este tipo? En primer lugar, que ha mermado la tasa laboral. La semana pasada las peteiciones por desempleo siguieron subiendo. Además, datos sobre el crecimiento. La última revisión del PIB tuvo una reducción a la baja, hasta el 1.9%, y esto frente al crecimiento del 3% del primer trimestre de 2011. La semana que viene vendrá la última revisión. Y por último, la inflación que ha bajado al 1.7% lo que podría dar más margen de maniobra a la FED, porque implementar medidas de este tipo favorece la subida de los precios.

A nivel macroeconómico, esta semana pendientes de lmercado inmobiliario – inicios de viviendas, solicitudes de construcción o ventas de viviendas de segunda mano. El mercado laboral como todos los jueves. Y a nivel empresarial, Adobe, Oracle, Discover Finantial Services y Bed, Bath and Beyond publicarán sus cuentas.