La transición energética es una de las principales transformaciones del siglo XXI. Nos enfrentamos a un cambio estructural a largo plazo en los sistemas energéticos​ impulsado por dos vectores fundamentales: las tecnologías limpias y la lucha contra el cambio climático.

Juan José Muñoz Endesa transición energética

Esto constituye, sin duda, una oportunidad para las empresas del sector. Endesa, como líder en España, especialmente en el segmento B2B está firmemente comprometida con el proceso de transición energética y con la descarbonización de la economía.

En nuestra opinión, este proceso pasa por tres ejes clave:

  • Mejorar el mix de generación, mediante la inversión en nueva generación renovable, manteniendo al mismo tiempo un parque de generación térmica suficiente para proporcionar un respaldo competitivo y con bajas emisiones.
  • Apoyar la electrificación inteligente del transporte, la edificación y las ciudades mediante productos y servicios adecuados y atractivos para los clientes finales.
  • Asegurar la digitalización y modernización de la red para permitir la integración de los recursos distribuidos, permitir la participación de la demanda, asegurar el funcionamiento adecuado del sistema y optimizar las inversiones.
 

Desde Endesa, estamos realizando fuertes inversiones en energías renovables y también en la mejora de la eficiencia energética de nuestros procesos, todo orientado a maximizar el crecimiento en el largo plazo.

De los 6.400 millones de euros que invertiremos entre 2018 y 2021, un tercio (alrededor de 1.300 millones de euros) se destinará al desarrollo de energías renovables. Nuestro objetivo es seguir descarbonizando nuestro mix de generación sin poner en peligro la estabilidad de suministro. Al final del período, la base de generación renovable de Endesa habrá aumentado un 30%.

Además, seguiremos invirtiendo en redes inteligentes y en aportar valor a nuestros clientes, con foco en la eficiencia a través de la digitalización.

Con estas inversiones, habremos logrado reducir nuestras emisiones un 47% el próximo año y, en nuestro plan estratégico nos hemos comprometido a lograr el 100% de descarbonización del mix energético para 2050.

Éstos son algunos de los compromisos de la compañía para liderar el futuro energético alineado además con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas.

Nuestros clientes en el centro

Para Endesa es fundamental recorrer el camino de la transición energética apoyando a nuestros clientes en este proceso.

Nuestra seña de identidad ha sido siempre estar cerca de ellos a través de nuestros propios equipos comerciales, expertos en energía, para entender en profundidad sus necesidades como sus asesores energéticos.

Gracias a esta cercanía, somos capaces de plantear propuestas de valor que responden realmente a lo que necesitan nuestros clientes. Soluciones de suministro competitivas, eficientes y limpias. Nuestros clientes quieren ser más competitivos, garantizando que están en las mejores manos para permitirles tomar las mejores decisiones. Sin embargo, en la actualidad este objetivo ya no es suficiente, y las empresas necesitan garantizar a sus clientes su firme compromiso con la sociedad en materia de sostenibilidad y respeto por el medio ambiente.

Por ejemplo, para muchos de nuestros clientes B2B, el transporte es un tema relevante para su negocio y para nosotros es una prioridad asegurar que mejoran en la sostenibilidad de sus esquemas de transporte y movilidad. En este ámbito, ofrecemos soluciones tanto en la movilidad eléctrica como en el gas natural vehicular (GNV). Para aquellas empresas que tienen flotas de transporte que mueven vehículos pesados y a grandes distancias, estas soluciones les pueden generar ahorros del 40% del coste del carburante y, además, evitar las emisiones de partículas y gases contaminantes (SO2 o NOx).

Otro ejemplo que demandan nuestros clientes en la actualidad es el autoconsumo fotovoltaico, con el que se consiguen importantes ahorros en los costes energéticos ante la situación de volatilidad actual del mercado y lo hacen a través de una fuente de energía limpia y renovable. En su mismo punto de consumo pueden disponer de un sistema fotovoltaico el cual puede llegar a cubrir hasta un 30% de su demanda eléctrica y obtener así, un retorno a la inversión entre 5 y 7 años.

En definitiva, la transición energética es una oportunidad para ser más competitivos de forma sostenible. Y para Endesa, como líder del segmento B2B en España, éste es un camino que recorremos junto con nuestros clientes.