Amílcar Barrios, analista de fondos de Tressis, habla para Estrategias de Inverisón sobre la situación actual de los mercados y las oportunidades en las que centrarse.
¿Cómo veis el panorama global con la reunión de la Fed a la vuelta de la esquina? ¿Es momento de tener paciencia?

¿Tener paciencia ahora? Hemos necesitado tener paciencia en los últimos meses realmente. Es verdad que ahora con la subida de tipos de interés, que podría producirse a mediados de esta semana, habría que tener algo de paciencia. En realidad no vemos que haya que tener paciencia sino más bien ver hasta qué punto los mercados son dependientes de los bancos centrales. Lo hemos visto recientemente y lo seguimos viendo ahora. Parece que los inversores tienen miedo a lo desconocido. Es decir, a la normalización de las políticas monetarias a nivel global. Este desconocimiento de qué puede suceder con la Fed e Inglaterra y otros países, está generando volatilidad extrema en muchos casos en los mercados financieros mundiales.

¿Cómo ven la situación de China en general? ¿Creen que se calmará del todo la tormenta o podría ir a peor?

Ese terremoto en China a nuestro parecer ha sido una gran sobre reacción del mercado. Efectivamente China se está desacelerando. Hemos visto que no crece como antes y los datos de producción industrial por ejemplo empiezan a ser más débiles. En esta sobre reacción pensamos que la corrección en la bolsa de Shanghai ha sido sana. La revalorización del 130% o el 140% en los últimos meses era excesiva. Esos pequeños pinchazos vienen bien. Luego lo que vemos es que ha sido una tormenta a nivel bursátil, pero a nivel macroeconómico el PIB está bajando y se debe al desapalancamiento de los sectores de la economía antigua de China. Está en proceso de transformación.

Hemos visto la rebaja de rating a Brasil por parte de S&P a bono basura ha sido otro de los temas de actualidad ¿Sería momento de evitar fondos con exposición a Brasil?

Si hablamos de exposición directa a Brasil hace bastante tiempo que evitamos. Más que a Brasil a Lationamérica. Sí que es verdad que Brasil representa un 50% del índice, con lo cual indirectamente estás invirtiendo en gran medida en este país. ¿Entonces por qué desaconsejábamos antes y ahora invertir en fondos Latam? Lo primero es la macro, que se escenifica con la rebaja del rating, no funcionaba y Dilma ha conformado un gobierno que desde el punto de vista económico está haciendo esfuerzo pro-mercados. Por tanto, el gobierno se da cuenta que falla. Luego influyen las materias primas, lo que hace pensar que Brasil es un país que a día de hoy no es bueno para invertir.

Se avecina temporada elecciones: Grecia, España, Portugal, Cataluña… ¿Prevén hacer algún tipo de rotación para sus fondos o no harían cambios ante este panorama?

En nuestras estrategias de inversión vemos que el riesgo político es algo que está ahí y la verdad que el hecho de gestionarlo se acerca prácticamente a lo imposible. Hasta que no se conozcan los resultados el mercado puede especular o no, y sí que es verdad que si las encuestas por lo general enseñan un resultado negativo para el mercado, los inversores tienden a sobre reaccionar, por lo que las pérdidas son mayores e incluso genera oportunidades de compra en muchos casos. Pero sí que es verdad que cuando hablamos de España, por ejemplo con las últimas elecciones, vemos lo que puede ser la ingobernabilidad y falta de cultura de pactos que pueda ser la constante de la política española. Con lo cual que por un tema de volatilidad externa por desconocimiento de la política española, preferimos la apuesta pura por España de retirarla de nuestras carteras, a pesar de que confiamos desde un punto de vista macro en el país. Es verdad que por el mero hecho del ruido, de la política, del desconocimiento, preferimos seguir jugando con fondos más diversificados. Tanto en zona Euro como fondos paneuropeos.

¿Cuál sería su recomendación ante esta situación y viendo la evolución de las primas de riesgo: renta variable, mixta…?

Nosotros seguimos viendo para este entorno la renta variable como principal generador de rentabilidad. En renta fija seguimos pensando que tiene un riesgo asimétrico muy grande por la valoración únicamente, sobre todo en un entorno en el que la Fed puede empezar a subir tipos ya. Luego habría que ver cómo sigue la inflación y las tendencias. Las posibles actuaciones del BCE o el Banco de Japón. Pensamos que la renta fija podría presentar un riesgo. Precisamente por esto es por lo que llevamos meses recomendando invertir en bonos flotantes de Estados Unidos. Por tanto, apostamos por Europa en base a las mismas tesis: euro depreciado, costes energéticos bastante reducidos o el soporte del BCE, además del programa de reformas de algunos países.



“Brasil es un país que a día de hoy no es bueno para invertir”