¿Y si a los inversores no les hubiera importado tanto el repunte de la rentabilidad de los bonos de esta semana? Eso es, al menos, lo que parece emanar de los datos de los flujos de fondos de los últimos siete días. De acuerdo con la consultora EPRF, la entrada de dinero en vehículos que invierten en bonos y en bolsa está en máximos de 31 y 30 semanas, respectivamente.

Explican los expertos de la consultora que elabora semanalmente los datos de la evolución de los flujos de fondos, que la preocupación por la subida de la rentabilidad de los bonos soberanos americanos en los últimos días no se ha notado sobre el terreno.

En la última semana, otros de los ganadores han sido los mercados emergentes que han recibido la mayor entrada de dinero en fondos de bolsa y bonos desde mediados del tercer trimestre de 2016 y principios de ese mismo ejercicio. Por otro lado, los flujos a fondos de high yield también han tocado máximos de 25 semanas y los vehículos que invierten en renta variable global han tocado máximos desde principios del tercer trimestre del año pasado.

Entre las conclusiones que se observan, es que los inversores se siguen manteniendo alejados de los bonos que invierten en Italia, China y en los socios de Estados Unidos en el NAFTA, México y Canadá. Sin embargo, sigue llegando dinero a Corea por novena semana consecutiva. 

En total, el dinero que fue a fondos de renta variable alcazó 24.400 millones de dólares y el de los vehículos de bonos quedó en 13.700 millones. Los fondos monetarios atrajeron 21.400 millones de dólares.

 

Categorías

 

MERCADOS EMERGENTES

Los fondos de mercados emergentes han atraído 5000 millones de dólares en los primeros diez días del año. Además, han experimentado la mayor entrada semanal de dinero en quince meses. Una tendencia que se ha ralentizado algo con la caída del dólar en los últimos días  de la semana pasado.

No han participado de esta tendencia los fondos que apuestan por Latinoamérica, que han experimentado la mayor salida de dinero en ocho semanas. Entramos en el periodo de negociaciones del tratado del NAFTA. Esto  ha impactado en los fondos de renta variable mexicana, que han sufrido reembolsos por quinta vez en seis semanas.

 

Fondos Brasil y México

 

MERCADOS DESARROLLADOS

Los vehículos dedicados a bolsa de países desarrollados han recibido la mayor cantidad de dinero en 30 semanas gracias a que tanto Estados Unidos, Europa y Japón han logrado más de 2.000 millones de dólares en cada una de esas categorías. Eso sí, más del 95% del dinero ha ido a ETFs.

En Estados Unidos, el único grupo de fondos de gestión activa que ha recibido dinero ha sido el de los vehículos de pequeñas empresas.

“Los últimos datos muestran el apetito por una exposición diversificada debido al crecimiento sincronizado global”, explican en EPFR.

Europa ha recibido dinero durante dos semanas consecutivas por primera vez desde finales de octubre, ante la perspectiva de mayor crecimiento en el viejo continente del previsto.  Sin embargo, las elecciones de Italia siguen siendo un obstáculo.

Buena semana, no obstante, para los otros países periféricos: Portugal , Grecia y España.

 

Mercados desarrollados

 

SECTORES

Nueve de los mayores once grupos de renta fija global están recibiendo dinero. El que más éxito está teniendo es el industral. Con los precios del petróleo al alza, el sector de energía ha recibido la mayor cantidad de dinero desde la cuarta semana de junio.

 

Sectores

 

BONOS

La subida de la rentabilidad de los bonos en EEUU no ha espantado a los inversores, así los flujos de dinero que han ido a bonos EEUU, globales y emergentes  han alcanzado máximos de 14, 16 y 76 semanas, respectivamente.

David Ader, economista jefe de Informa Financial Intelligence, considera que la mayor parte de los factores que han disparado esta subida de la rentabilidad no son nuevas.

“¿Es justo acusar a los bancos centrales?  El banco de Japón planea reducir algunas de sus compras, la FED ya ha comenzado a reducir su balance, y hay riesgos razonables para que lo haga el BCE también. El mercado ha estdo bajo presión durante semanas y desde el final del año pasado, y eso no ha parado a la gente que dice que China podría dejar de comprar treasuries. Podrían, o no”, asegura  Ader.   El experto señala que “han sido vendedores netos gran parte del año pasado. La información podría ser una posición políca, no tengo otra opinión más allá de que los bonos americanos todavía siguen siendo atractivos para el resto del mundo, así que no me creo la información, o no le hago mucho caso”, afirma el experto.

 

bonos cinco años