A menos de una semana para que la compañía comience a cotizar, ya tenemos los primeros datos sobre la mesa  sobre la OPV de Aena. A saber, se ha duplicado la demanda de los inversores minoristas ¿suficiente para invertir?
En este video han colaborado:
Gabriel López, responsable de Inverdif EAFI
Paula Hausmann, banca privada GVC Gaesco
Álvaro Blasco, director de análisis ATL Capital 
José Lizán, gestor de SICAVs en Auriga Securities 






¿Acudiría a la OPV de Aena?
Es una gran empresa con un gran mercado. Es líder de gestión aeroportuaria, con unos ratios de beneficio altísimos, se ha demostrado que es un buen gestor y no sólo en España, tiene poca deuda y creo que la política de repartición de dividendo es muy interesante.

Un inversor conservador que busque dividendos sería acercado acudir a esta privatización. En el corto plazo podemos ver vaivenes porque dependerá mucho del precio al que salga.

Acudiría para la primera semana. Hay 7-8 aeropuertos que mantienen a 30 totalmente ineficientes y hasta que esto no esté en manos privadas no serán capaces de meter el cuchillo al balance de Aena y cerrar aeropuertos, reordenar el tráfico en España…con 11.000 millones de euros de deuda. Los aeropuertos que mantienen al resto pagan su deuda y además los del resto, con un ratio de deuda de 6x después de una explosión del turismo en España son múltiplos muy exigentes para acudir. Será un periplo largo en el tiempo hasta que esa compañía sea económicamente rentable. Se puede acudir porque está sobredemandada pero no es un comprar y olvidarse.

¿Qué hay que tener en cuenta?

Hay que mirar la calidad de la oferta, la valoración que se hace de la colocación frente al os pares, la demanda que hay –ver si esa demanda vende durante la colocación – así que es un poco los detalles.

En estas OPV hay que pensar siempre que los colocadores suelen ser bastante agresivos y a veces no nos leemos en qué estamos invirtiendo, yo leería muy bien las cifras claves de las compañías porque no todas las instalaciones son igual de rentables, algunas puede representar una lacra para la compañía y evidentemente habrái que mirar el precio, aunque sólo conocemos esa horquilla.

Siempre doy un consejo que es que nunca acudo a las OPV porque si está sobresuscrita no me darán títulos y si no, me están colocando una compañía que nadie quiere. No creo que interese desde ningún punto de vista siendo un particular en España. Las últimas operaciones han sido un gran fracaso y creo que si acudes es para soltarlo los dos- tres primeros días porque las buenas muchas ves me dan un volumen de títulos muy pequeños.