Creo que el rebote que empezó el 11 de febrero seguirá teniendo recorrido.  Los miedos a entrar en una nueva recesión se están dejado de lado y nos estamos volviendo a obsesionar con el petróleo. Hay valores que han sufrido mucho y podrían rebotar como las hoteleras – como Meliá como NH Hoteles – Técnicas Reunidas podría rebotar, Endesa, Gamesa, Acciona, REE…
 
 
El Ibex35 cotiza por encima de los 8.200 puntos. ¿Qué lo está justificando?

El crudo. En la medida en que se han tranquilizado las cosas en el sector bancario, la obsesión con el petróleo ha vuelto. Desde el cierre de las bolsas el lunes, el petróleo cayó. Tuvimos comentarios de irán y Arabia Saudí para reducir sobreoferta, sesión de martes y miércoles muy bajistas y ayer por la tarde el petróleo vuelve a recuperar posiciones y las  bolsas en paralelo. Ha habido más matices porque el petróleo se ha alejado de máximos y la bolsa de Shangai ha caído tras un tensionamiento del mercado interbancario y aun así las  bolsas han subido.  Además, hemos tenido resultados empresariales que ayudan como los de Lloyd´s, que están tirando hoy del sector bancario.

¿Qué le han parecido los resultados de Repsol?

Lo que ha  gustado, más allá de los números en términos absolutos, es que parece que se mueve: ha ajustado su plan estratégico, pone acento en hacer nuevas sinergias, recortas de dividendos y da la sensación de que Repsol, conocedora del mal horizonte que le espera con un petróleo tan bajo, se intenta mover y cambiar su estrategia.

¿Podemos encontrar alguna oportunidad?

Valores del sector petrolero y relacionados con recursos básicos y materias primas son una opción, tanto a corto plazo como a largo plazo, que es muy probable que el crudo está por encima de los niveles actuales.  Además, podemos tener una exposición a Repsol a través de Sacyr. Aunque no es una empresa energética, creo que tiene una elasticidad muy elevada al sector y puede ser una apuesta interesante.

La volatilidad es  tónica general, estamos por encima de los 8.200 puntos. ¿Qué niveles hay que tener en cuenta?

Están todos muy interrelacionados. Tenemos resistencia muy clara en 8.500 puntos. A su vez, la del S&P500 en los 1.940 puntos. A su vez, el petróleo tiene su resistencia en torno a los 36 dólares en el Brent, ahora mismo los 35 dólares es su zona de confort y le veo un suelo muy claro en los 30 dólares. Siempre que se ha acercado a ese nivel ha habido declaraciones deslizando la idea de que podrían acordar una reducción de petróleo.

Creo que para que el rebote en el que estamos inmersos partiendo de los mínimos del 11 de febrero es condición necesaria que el petróleo llegue a superar los 36 dólares y se dirija a los 40 dólares.

Otro  factor de incertidumbre es la posible salida de Reino Unido de la Eurozona. ¿Podría haber riesgo de que esto suceda? ¿Cree que se verá perder la paridad en la libra frente al euro?

No creo que se vaya a producir esta salida. Creo que según se acerque el referendum haya algo más de volatilidad. La libra, y en general la bolsa británica, evolucionará dependiendo de las encuestas empresariales. Si éstas dicen que la intención de pertenecer en Europa va subiendo, la libra se va a fortalecer. Ahora mismo estamos en 1.37, mínimos del 2009 , con lo que tendía que perder un 37% y no lo veo en ningún caso. Es una de las divisas más volátiles al calor del Brexit  y de cara a próximas semanas será una de las que más se mueva. A la hora de hacer trading en la primera mitad de este año será la divisa estrella.

¿Dónde están sus  recomendaciones? 

Creo que el rebote que empezó el 11 de febrero seguirá teniendo recorrido.  Los miedos a entrar en una nueva recesión se están dejado de lado y nos estamos volviendo a obsesionar con el petróleo. Hay valores que han sufrido mucho y podrían rebotar como las hoteleras – como Meliá como NH Hoteles – Técnicas Reunidas podría rebotar, Endesa, Gamesa, Acciona, REE…