Los expertos de BofA Merrill Lynch acaban de publicar un informe en el que apuntan que el mercado europeo está en mercado bajista tras caer más de un 20% desde máximos. Además, señalan que los indicadores técnicos indican que se ha movido al terreno de sobrecompra.  Por si fuera poco, todo esto se ha traducido en altos niveles de liquidez en las carteras de los gestores.
 
Las caídas que se han producido en el Stoxx 600 en los últimos meses nos ponen a la par con los descensos producidos en bolsa durante recesiones ligeras como las que se produjeron en 1990 y 1992 en este mismo índice. De hecho, casi se acercan a los retrocesos producidos durante la crisis de la deuda soberana en Europa en 2011.
 
A pesar de los temores entre los inversores, en la firma consideran que no estamos en recesión  y por eso explican que la situación actual se parece más a la vivida en 1998. “A pesar de una fuerte caída de los mercados en ese año, se evitó la recesión en los mercados desarrollados para subir con fuerza el año siguiente”, explican.

Bear Market europeo

 

Además, comentan que normalmente otros mercados bajistas han estado precedidos por unas caídas de los beneficios de las empresas más acusadas. En concreto, comentan estos analistas que “los mercados bajistas relacionados con recesiones a principios de los 90, los inicios de la década del 2000 o entre 2008 y 2009, se produjeron unos desplomes de más de un 30% en los beneficios empresariales”.
 
Por el momento, las ganancias de las compañías que componen el MSCI Europe han caído alrededor de un 7%, aunque la mayor parte del descenso se ha producido del lado de la energía.

Bear markets y eps


Por otro lado,  también es cierto que en ocasiones anteriores las valoraciones de la bolsa eran  mucho más altas. Apuntan que “con las bajas rentabilidades de la renta fija, la bolsa sigue pareciendo atractiva, de una forma relativa, claro”. Eso se ha producido también porque nunca se ha producido una recesión ni una caída en bolsa como la actual con unos tipos de interés tan bajos.  

Mercado sobrevendido

 
En este contexto, los expertos de BofA Merrill Lynch consideran que la renta variable parece estar en terreno de compra. Con todo, advierten que lo más aconsejable es actuar con una buena táctica, ya que se esperan episodios de volatilidad en las bolsas y muchas subidas y bajadas, tal y como corresponde a un periodo de madurez del actual ciclo. Pero al contrario de lo que recomiendan otras firmas, para Merrill Lynch el actual momento de debilidad es propicio para añadir riesgo a sus carteras.
 
Asignación de activos

 
En general, en la firma apuestan por estar en mercados desarrollados que en emergentes y más en concreto, en Europa.
 
Por sectores, han recomendado sobreponderar tecnología, medios de comunicación compañías industriales y bancos. Eso sí, teniendo mucha cautela con el sector financiero italiano, sobre el que ahora pesan algunas dudas sobre la fortaleza de su capital. Por el contrario, apuestan por infraponderar recursos básicos, automóviles y consumo básico.


QUIZÁ LE INTERESE SABER:
 
“Se confirma. El Ibex 35 y el 60% de sus componentes entran en mercado bajista”

“Wall Street da un 50% de posibilidades a una recesión en EEUU”