De marzo a junio, las ventas de Barbie cayeron más de un 12% a nivel global. No fueron los únicos juguetes que experimentaron descensos, los productos Hot Wheels se vendieron un 1% menos, por ejemplo.

¿Debe temer Mattel un cambio de tendencia en los gustos de las niñas de todo el mundo? Quizá sí. En la actualidad, la firma obtiene un 20% de sus ingresos por la venta de la muñeca rubia, de piernas infinitas y cintura inconcebible.

Sin embargo parece que las niñas ya no quieren parecerse a este icono de las jóvenes de décadas anteriores. Desde el año 2000, las ventas de Barbies han caído casi un 50%. Sin embargo parece que Mattel podría haber encontrado un antídoto a la decadencia de la rubia en una pandilla de monstruos adolescentes que se relacionan en el instituto Monster High.

Según los resultados que ha publicado la compañía con sede en California, el departamento Other Girls, en el que se contabilizan los ingresos de Monster High, ha conseguido aumentar sus ventas un 23%.

Por el momento, la compañía no parece muy alarmada. En un comunicado a los medios, su presidente de la Bryan G. Stockton afirmaba que los malos resultados de este segundo trimestre se deben a costes extraordinarios y a inversiones estratégicas. El directivo aseguraba que “miran con optimismo a la segunda parte del año, caracterizada por las ventas navideñas”.

Pero los directivos de la compañía parecen tener más focos de preocupación, además del demodé estilo de la muñeca de melena rubia. La deuda de la empresa roza el 37% del capital y la caja se ha reducido alrededor de 500 millones de dólares en este trimestre, eso sí, esta cantidad es prácticamente la mitad que hace un año.

Entre tanto la empresa sigue mimando a sus accionistas. Hoy mismo han anunciado un dividendo de 0,36 dólares por acción para el tercer trimestre. En el conjunto del año cada inversor recibirá 1,44 dólares por título, un 16% superior al de hace un año. Además, Mattel ha recomprado acciones por un valor de 119 millones, aunque la compañía ha aumentado el objetivo para este programa hasta 500 millones de dólares.