La presidenta de Universia y Banco Santander, Ana Botín, ha destacado esta mañana en la XVI Junta General de Accionistas de Universia, celebrada en la Universidad de Córdoba, la necesidad de un sistema educativo basado en la “igualdad de oportunidades, diversidad, gobernanza renovada, flexibilidad y digitalización” para convertir en realidad el enorme potencial de España. La Junta ha servido como marco para repasar algunos de los logros y avances de la red Universia y para considerar la dirección a futuro.
 
Botín destacó el avance del sistema universitario en los últimos 20 años, que ha convertido a España en la décima nación en producción científica, la octava en publicaciones en revistas de ciencia y en el destino favorito de los estudiantes de Erasmus, con 40.000 alumnos cada año. “Tenéis de lo que estar orgullosos”, afirmó, “pero la verdad es que queda mucho por hacer” para aprovechar las oportunidades de la globalización y la digitalización y para afrontar desafíos como la reducción del paro. La respuesta a estos y otros retos se encuentra en “confiar e invertir en los españoles, en su educación y en su formación continua.” 

“En los países que están realizando con éxito el tránsito a una economía y sociedad basadas en el conocimiento, el sistema universitario es una prioridad de primer orden”, señaló Botín, a la vez que reconocía el esfuerzo de las universidades presentes en la Junta, que ya han aceptado “los grandes retos de la era global y digital”. Invitó a los asistentes a“reflexionar aquí sobre los desafíos de las universidades de cara a una sociedad que deberá ser crecientemente más dinámica, más competitiva, más responsable y más justa.”

En su opinión es necesario un sistema educativo que prepare a los jóvenes para afrontar su futuro y sea capaz de educar para los empleos que surjan. Se requiere para ello “una estrategia enfocada al talento, que asegure el desarrollo del potencial de todos, una formación de calidad accesible para todos y que atraiga a los mejores, con oferta en las dos lenguas internacionales más importantes: castellano e inglés”. Y añadió que “esa estrategia deberá partir de la integración plena de la tecnología digital”, que brindará una gran oportunidad para innovar en la educación tanto presencial como virtual y en la investigación.

A esto se añade la necesaria gobernanza renovada de las universidades, con un marco más flexible, una gestión transparente y nuevos esquemas de organización, gobierno y financiación que responda a principios de equidad y suficiencia y contemple la diversificación de las fuentes de ingresos. En definitiva, “la sociedad nos reclama que lleguemos a acuerdos y logremos amplios apoyos para construir –empezando por la educación- un futuro mejor y más justo para todos”, señaló.

Ana Botín explicó que una transformación tan importante requiere medición y seguimiento, una necesidad que ha dado lugar a rankings de universidades que en su opinión aportan transparencia, ayudan a los estudiantes en sus decisiones y a identificar buenas prácticas y futuras líneas de actuación. Un ejemplo es el ranking de la Fundación CyD, cuyo objetivo es fomentar la contribución de las universidades al desarrollo económico y social.

La universidad y el Santander, aliados por y para el progreso de la sociedad
Declaró que “en Santander seguiremos apostando por la colaboración con las universidades como el mejor medio para alcanzar nuestra misión: contribuir al progreso de las personas, de las empresas y de la sociedad en su conjunto”.

El compromiso del banco con la Universidad se ha materializado en 2015, entre otras acciones, en la concesión de 35.134 becas de todo tipo, de las que 3.700 becas eran para estancias académicas internacionales de universitarios españoles y 4.100 para latinoamericanos que viajaron a España. Otros programas, como las Becas Santander de Prácticas en PYMEs, han beneficiado a 22.500 estudiantes, de los que un 40% fueron contratados por su empresa. En su actual edición (curso 2015/2016) este programa ha registrado 50.146 solicitudes de estudiantes y 9.538 de pymes interesadas en participar.
Añadió que la entidad también seguirá apostando por el emprendimiento con iniciativas como YUZZ, que en 2015 apoyó a 900 jóvenes de 46 centros en los que participan 38 universidades, porque “invertir en cultura emprendedora significa apoyar a la gente”.

Al encuentro han asistido todos los miembros de Universia en España (79 universidades españolas), entre ellos José Carlos Gómez, rector de la Universidad de Córdoba, como anfitrión del acto, Segundo Píriz, presidente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (Crue Universidades Españolas) y rector de la Universidad de Extremadura, además de otras personalidades como Marco Antonio Zago, rector de la Universidad de São Paulo, Alberto Barberi, rector de la Universidad de Buenos Aires, Jaume Pagès, consejero delegado de Universia, Rodrigo Echenique, vicepresidente de Banco Santander y presidente de Santander España, Rami Aboukhair, country head de Santander España, José Antonio Villasante, director general de Banco Santander y director de Santander Universidades, y distintos representantes del ámbito empresarial y político.

El rector de la Universidad de Córdoba, José Carlos Gómez, destacó que “el apoyo de Banco Santander por la Universidad representa una apuesta por el sistema de educación superior, por el conocimiento, por la transformación y desarrollo social a través de los valores que la Universidad representa”.

Por su parte el presidente de la Conferencia de Rectores de Universidades Españolas y rector de la Universidad de Extremadura, destacó en su intervención: “las universidades trabajamos cada día para mejorar
la formación y la calidad de vida de nuestros países y en esta misión, el papel que desempeña el Banco Santander y Universia es clave”.