El pesimismo europeo se extiende al principal mercado del mundo que abre en negativo. En los primeros minutos de negocio, el Dow Jones de Industriales se deja un 0,60% hasta los 13.346 puntos, el tecnológico Nasdaq cae un 0,79% hasta los 2.580 puntos mientras que el S&P 500 retrocede un 0,59% hasta los 1.474 puntos.