La desconfianza ante la recuperación de la economía estadounidense, generada por nuevos datos sobre el comercio minorista, provocó hoy que la Bolsa de Nueva York arrastrara pérdidas superiores al 2% hacia la media sesión. El índice Dow Jones de Industriales, donde se agrupan las 30 empresas de mayor capitalización bursátil en Estados Unidos, bajaba a esa hora el 2,05% y rondaba los 8.295 puntos. El índice S&P 500, otro de los indicadores más seguidos, retrocedía el 2,44% hasta los 885 puntos, y el del mercado electrónico Nasdaq bajaba el 2,57% para quedar en 1.671 puntos. Mientras, el precio de la deuda pública a diez años recuperaba terreno y su rentabilidad, que evoluciona en sentido contrario, bajaba al 3,11%. Estos descensos en los principales índices bursátiles de Nueva York tenían lugar después de conocerse que las ventas minoristas en Estados Unidos cayeron en abril por segundo mes consecutivo.