Wachovia ha recibido citaciones por parte de la Comisión de Valores de EEUU (SEC) y del Departamento de Justicia en relación con las prácticas de la entidad en el mercado de derivados por la supuesta "conducta inapropiada" de alguno de sus empleados. Las autoridades consideran que ciertos empleados de Wachovia se han visto involucrados en actuaciones inadecuadas en relación con determinadas transacciones.