Los índices del viejo continente abren la sesión con signo mixto pendientes del crudo tras la decisión de Trump de abandonar el acuerdo nuclear internacional con Irán. Su primera consecuencia has sido la subida del precio del crudo, en el caso del Brent hasta los 76,66 dólares, máximos de dos años.  El CAC-40 cede un 0,02% hasta los 5.221 puntos. El DAX suma un 0,01% hasta los 12.914 enteros mientras que el Eurostoxx suma el mismo porcentaje, hasta los 3.558 puntos, mientras que el MIB y el FT-100 elevan en algo más de tres décimas su nivel, hasta los 24.239 puntos y los 7.591 puntos, respectivamente.  En el mercado de divisas, el euro cede posiciones frente al dólar, hasta las 1,1830 unidades.

Los mercados europeos cotizan a la baja pendientes del mercado del petróleo después de que ayer Trump decidiera sacar a Estados Unidos del acuerdo nuclear internacional con Irán, incrementando el riesgo de un conflicto en Oriente Medio y proyectando incertidumbre sobre la oferta global de petróleo.  Los líderes del Reino Unido, Francia y Alemania dijeron ayer en una declaración conjunta que la decisión de Trump es lamentable y preocupante.  Y un diplomático europeo comentó que el comunicado de Trump anuncia sanciones de las que las primeras víctimas serán los aliados europeos de Trump.

La primera consecuencia directa es la pérdida de acuerdos comerciales de Boeing y Airbus por valor de 38.000 millones de dólares para equipar con nuevas flotas de aviones a la industria de transporte aéreo iraní, que está usando obsoletos aviones de procedencia mayoritariamente rusa. Boeing por ser estadounidense y Airbus porque un 10% de sus componentes se fabrican en EEUU y porque perdería la posibilidad de hacer negocios en EEUU si no cumple el protocolo de sanciones.

La reacción inmediata del crudo fue la de una tremenda volatilidad que alcanzó el 4% de variación en el precio durante el día y que sorprendentemente cayó cuando salió el anuncio para recuperarse después. Hoy el barril de tipo Brent sube hasta los 70,57 dólares mientras que el barril de referencia en Estados Unidos alcanza los 70,57 dólares.

Como no, entre los protagonistas de la jornada se encuentran las petroleras. Eni y Total elevan en más de un punto porcentual su precio en la apertura mientras que, en terreno negativo, aerolíneas y automovilísticas las más perjudicadas por el incremento del precio del crudo. Lufthansa cede un 3,6% mientras que Peugeot y Renault ceden algo más de medio punto porcentual en los primeros minutos de negociación. 

Pendientes hoy de Italia también después de que ayer se conociera que los partidos políticos italianos rechazaban la propuesta del presidente Mattarella de crear un gobierno de concentración hasta diciembre, para convocar nuevas elecciones a comienzos del próximo ejercicio. Este rechazo lo más factible es que lleve a Italia a convocar nuevos comicios en junio, algo que no parece que vaya a servir de mucho, a juicio de Link Securities.   La situación, no obstante, es un foco de incertidumbre en seno de la Eurozona además de poder convertirse en un lastre para la evolución de la economía italiana.

En el plano empresarial, Siemens ha desvelado los resultados del segundo trimestre fiscal con unas ventas de 20.140 millones de euros, ligeramente inferior a lo estimado por el consenso y en línea con lo publicado por la compañía un año antes.  Los beneficios del negocio industrial cayeron un 8% interanual hasta los 2.250 millones de euros debido a la evolución de división de gas pero superan las estimaciones del consenso. Los títulos de la tecnológica abren con subidas de más del 4%, hasta los 115,22 euros.

Deutsche Telekom ha publicado cifras del primer trimestre con unas ventas de 17.900 millones de euros, frente a los 18.100 millones del consenso principalmente afectadas por la fortaleza del euro. La filial norteamericana, T-Mobile US, sube estimación de crecimiento de clientes tras la fusión anunciada con Sprint.  Sus acciones pierden más del 2% en la apertura, hasta los 14,21 euros.

Ab Inbev ha publicado cifras del primer trimestre con unas ventas de 13.070 millones de dólares, con un crecimiento orgánico de las ventas del 4,7% interanual. Mantienen estimación de capex para el ejercicio 2018 en 4 – 4.500 millones de dólares. La cervecera prevé aceleración de la demanda en el 2S18. Nuestros analistas destacan los buenos datos de demanda en Europa y China. Los títulos de la compañía suben un 2,99% hasta los 85,19 euros.

Intesa Sanpaolo ha publicado unos ingresos de 4.810 millones de euros, por encima de la estimación del consenso, con comisiones nestas de 2.000 millones, lo que supone un crecimiento del 4,5% interanual.  Respecto a solvencia, el ratio CET1 fully-loaded quedó en el 13,4%. Redujeron la cartera de morosidad (non-performing loans) en -1,500 millones de euros. Prevén un pay-out del 85% por los resultados del 2018 y esperan superar el Beneficio neto obtenido en 2017 para el presente ejercicio.  Las acciones de la entidad italiana suman un 0,52% en los primeros minutos de negociación.

Takeda consiguió el acuerdo del equipo directivo para adquirir Shire por 46.000 millones de libras por en efectivo y acciones. El acuerdo valora las acciones de Shire en 49,01 libras por acción y los accionistas de Shire recibirán 21,75 libras por acción en efectivo y 27,26 libras por acción  en nuevas acciones de Takeda (basándose en la valoración de las acciones de Takeda al cierre del 23/Abril).

La siderúrgica alemana Salzgitter  ha reconocido estar interesada en los activos de ArcelorMittal de Lieja.

Entre las recomendaciones de la jornada, los expertos de Alphavalue han elevado su recomendación sobre los títulos de Deutsche Post hasta comprar con un precio objetivo de 43,5 euros.  Además, elevan hasta “añadir” la recomendación sobre los títulos de Sainsbury con un precio objetivo de 331 libras.