Tras su baja por enfermedad, el CEO de Apple, Steve Jobs, se reincorpora a sus funciones.