La agencia internacional Standard & Poor's (S&P) estudia rebajar la calificación crediticia del Volkswagen y de su filial sueca Scania ante el proyecto de fusión del consorcio de Wolfsburg con su primer accionista, el fabricante de automóviles deportivos Porsche. Standard & Poor's pone bajo vigilancia con perspectiva negativa el 'rating' de la deuda a largo plazo de Volkswagen y Scania, que se sitúa en 'A-' (calidad buena). La agencia explicó que la decisión no afecta a la calificación crediticia de MAN, en el que VW se sitúa como principal accionista.