La empresa Sniace ha mostrado su "apoyo incondicional" al secretario y miembro de su consejo de administración, Miguel Gómez de Liaño, después de conocerse que la Audiencia Provincial le ha absuelto de de un delito contra el medio ambiente. En concreto, se le imputaban unos vertidos realizados al río Saja-Besaya sin autorización administrativa, por los que el Fiscal pedía cinco años de prisión, pero la Audiencia le ha absuelto al considerar que dichos vertidos no generaron riesgo grave para el medio ambiente. Para la empresa, esta sentencia "confirma por una parte el buen hacer de este profesional, y por otra la actuación diligente de la compañía cántabra", que recordó que en los últimos años ha "apostado por la protección, el fomento y el desarrollo del medio ambiente".