La constructora española Sacyr-Vallehermoso recurrirá la decisión de un juzgado parisino que pidió que inmovilizaran las acciones que la empresa tiene en Eiffage, informa Expansión. Las acciones fueron inmovilizadas a finales de la semana pasada como parte de una investigación en curso por supuesta "difusión de información falsa y engañosa" después de que la compañía francesa presentara una demanda contra Sacyr en abril de 2007. La decisión del juzgado podría dificultar el plan de Sacyr de vender su participación del 33,32% en Eiffage por 1.953 millones de euros a inversores institucionales franceses, tal y como lo anunció la constructora española el martes.