Novartis dijo hoy que recibió los permisos para vender su nuevo fármaco para el cáncer de riñón Afinitor en la Unión Europea, lo que supone la segunda aprobación para esta nueva medicina que la farmacéutica suiza espera que sea un superventas. Novartis, con sede en Basilea, Suiza, dijo que la Comisión Europea aprobó el fármaco para su uso en pacientes con cáncer de riñón avanzado que no responden a otro tratamiento.