La cartera de pedidos de la industria alemana retrocedió en abril un 1,8% con respecto a marzo, según los datos provisionales publicados hoy por el Ministerio de Economía. En marzo, se había registrado también un retroceso del 0,5% respecto a febrero. Según ha informado el Ministerio, el retroceso se debió casi exclusivamente al descenso de la cartera de pedidos exterior, que cayó un 3,8%, mientras que la interior bajó un 0,3%.