El dato de pedidos industriales en Alemania registró en agosto un incremento el 1,4%, prácticamente el triple del 0,5% esperado por los analistas.