El grupo automovilístico indio Tata Motors, propietario de las marcas británicas Jaguar y Land Rover, vendió en todo el mundo 49.810 vehículos durante el pasado mes de agosto, lo que representa un aumento del 14% respecto al mismo mes de 2008, informó la compañía. En los ocho primeros meses del año, las entregas de Tata en todo el mundo se elevaron a 220.978 unidades, lo que se traduce en un incremento del 2% en comparación con el mismo período del ejercicio precedente.