Ricardo Sánchez-Seco, Responsable Fondos de Inversión de Gestiohna Asesores Financieros, ha respondido a las cuestiones de los usuarios sobre fondos, en uno de los encuentros organizados por Estrategias de Inversión.

Su preferencia más clara es el M&G Optimal Income, al llevan tiempo recomendando a sus clientes. La virtud según este experto radica en su flexibilidad, “lo que le permite adaptarse ágilmente a cualquier entorno de mercados sin perder el corte conservador que le caracteriza”. Asimismo, informa de que invierte al menos el 90% de su patrimonio en emisiones públicas y privadas con total libertad de selección, “a diferencia de otros fondos típicos de renta fija”. Además, “tiene una horquilla del 0% al 10 para aprovechar oportunidades en renta variable”.

Sánchez-Seco prevé que el fondo aumentará su valor liquidativo en el corto plazo, “si en los próximos meses los diferenciales de crédito estrechan, y la renta variable retoma la senda alcista”.

Respecto a la renta fija corporativa grado inversión, ésta “debe formar aún parte de las carteras defensivas de los inversores, siempre que las rentabilidades de los bonos en cartera superen la rentabilidad de los tipos de interés una vez descontadas comisiones”.

Ahora bien, desde Gestiohna Asesores Financieros recomienda diversificar la parte de rente fija “con posiciones tácticas en bonos ligados a la inflación, renta fija emergente y high yield”. Recomienda Pimco Unconstrained Bond o el Diversified Income.

Si usted es un inversor que no acepta pérdidas temporales, el responsable de fondos de inversión de la casa, le aconseja “fondos monetarios”, con la dificultad de que sólo aportarán el 1% de rentabilidad. En caso, “de aceptar el riesgo de perder en momentos puntales hasta un 4%”, Ricardo Sánchez-Seco vuelve a nombrar al M&G Optimal Income y a otros fondos aún más conservadores, como el JPM Income Opportunity o el Threadneedle Global Credit Opportunities, “para no perder dinero a un año vista”.

Para un perfil conservador, una “adecuada combinación equiponderada” que plantea es JPM Income, Pimco Unconstrained y Pimco Investment Grade Credit. “Si su perfil puede asumir algo más de riesgo, cambie el Pimco Investment por un fondo mixto flexible como Cartesio Y”, especifica.

Y para un inversor moderado-arriesgado organiza la cartera así: 20% M&G Optimal Income, 20% BGF Global Allocation, 15% Cartesio Y, 15% Belgravia Epsilon, 15% Amundi International Sicav, 15% Morgan Stanley Global Brands.

Buena opción le parecen los fondos de biotecnología al igual que los genéricos. Sin embargo, el experto no incluiría más del 5-10% de total de la cartera. “Debe tener en cuenta que estos fondos suelen invertir en empresas de pequeña capitalización que implican mucha volatilidad”, añade.

Las oportunidades en acciones americanas las ve en las grandes compañías. Recomienda en este tipo de valores el fondo Legg Mason Clearbridge Appreciation.

El dólar presenta una buena oportunidad de inversión en el largo plazo”, indica. Asimismo, declara que “por patrones históricos de comportamiento debe emprender un nuevo recorrido alcista y cualquier nuevo brote de la crisis del euro le favorece”. Una buena idea que explica es invertir a través de un fondo monetario en dólares de bajas comisiones, como el SGAM Money Market USD, “o con su reciente denominación Amundi Money Market”.

En caso de poseer un perfil más agresivo, BGF Global Allocation o Robeco US Premium Equities.

Puede consultar aquí este encuentro, al igual que el resto de charlas.