La producción manufacturera del Reino Unido se redujo en marzo un 0,5% respecto al mes anterior, lo que supone la mayor caída en seis meses, según los datos publicados hoy por la Oficina Nacional de Estadística (ONS, en inglés). El dato de marzo se encuentra por debajo de la previsión del mercado, que había pronosticado una cifra sin cambios, y algunos analistas consideran que incrementa la presión sobre el Banco de Inglaterra para que rebaje los tipos de interés en su reunión de mañana.