España se levanta hoy pendiente de la investidura del nuevo presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tras conocer su batería de medidas económicas para hacer frente al déficit público, lo que nos lleva directamente al mercado de deuda. Toca última subasta del Tesoro en la que tratará de colocar hasta 4.000 millones de euros en letras a 3 y 6 meses, a pesar de ya haber cumplido el objetivo anual. Los mercados se levantan dudosos y el Ibex 35 remonta un tímido 0,40% en la preapertura.

capaces de hacer aguantar al Ibex 35 por encima de los 8.300 puntos con un repunte del 0,5% aproximado. La ola de frío que ha invadido Europa ha dejado los mercados de renta variable congelados. Los futuros de olas principales plazas presentan una variación del 0,1%, prácticamente planos en el caso del Eurostoxx50, el Cac francés y el Dax alemán.

No obstante, las bolsas asiáticas deberían favorecer una apertura alcista una vez disipados los miedos a la sucesión del mandato en Corea del Norte tras la muerte del dictador Kim Jong-Il. El índice Nikkei de la Bolsa de Tokio ha cerrado en positivo con una subida del 0,48%. Lástima que Wall Street cerrara en negativo con el Dow Jones desplomado más del 0,80%.

El acuerdo de ayer en la conferencia telefónica que mantuvieron los ministros de Finanzas de la Unión Europea deja al par euro/dólar sin novedad, en el 1,30. El acuerdo se cerró con una partida de 150.000 millones de euros en préstamos bilaterales al Fondo Monetario Internacional. Reino Unido se queda fuera, a España le corresponde la aportación de 14.860 millones de euros, mientras que República Checa, Dinamarca, Polonia y Suecia finalmente sí tomarán parte.