La Administración de Información de Energía (EIA) de Estados Unidos recortó el martes su estimado para la demanda mundial de crudo de este año en 180.000 barriles por día (bpd) desde su anterior previsión hecha en marzo, a 84,09 millones bpd. Dicha baja la atribuye a que se espera que la economía mundial se contraiga un 0,8 por ciento este año. En su nuevo pronóstico mensual, la agencia dijo que ahora espera que la demanda mundial por crudo en el 2010 suba a 85,22 millones de bpd, lo que equivale a 70.000 bpd más que lo que estimó el mes pasado, debido a una recuperación del crecimiento económico mundial al 2,6 por ciento. "Los precios del petróleo más alto, así como un cambio en el clima del mercado a un panorama ligeramente menos pesimista, podría también reflejar la creencia del mercado de que las políticas de recuperación económica de los bancos centrales y gobiernos han detenido la declinación de la demanda e incluso, mejorado el chance de una recuperación económica, lo que en consecuencia elevaría la demanda a finales de este año", dijo la EIA.