La Comisión Europea reiterará hoy su rechazo a congelar o reducir las cuotas lácteas, una medida que reclaman las principales organizaciones de productores para frenar la caída del precio de la leche y paliar la crisis que vive el sector. El Ejecutivo comunitario presentará un informe sobre la situación del mercado lácteo en el que se constata que en los últimos meses "los precios han caído sustancialmente" --desde entre 30 y 40 céntimos por litro hasta entre 20 y 22 céntimos--, lo que "ha afectado a los ingresos de los productores".