La bomba wikileaks ha explotado y aún no conocemos todos sus efectos.

A día de hoy la situación es la siguiente: Bradley Manning, el presunto responsable de la filtración más grande de la historia, sigue encerrado en una celda de la base militar de Quantico, en Virginia. A sus 23 años, se ha convertido en el enemigo público número uno de EEUU, y además, éste es el octavo mes que permanece aislado e incomunicado a la espera de recibir una fecha para ser juzgado.

Julian Assange, responsable de la famosa web que filtró los documentos secretos, fue arrestado a principios del pasado mes de diciembre acusado de dos delitos sexuales que habría cometido durante el mes de agosto de 2010. En total fueron cuatro las mujeres que iniciaron su "búsqueda y captura". Dos fiscales suecas, Maria Häljebo y Marianne Ny ordenaron la investigación de ambos hechos, que habrían sido cometidos sobre Anna Ardin y Sofia Wilen.

Actualmente, Assange, está en libertad bajo fianza.

Durante las últimas semanas han sido multitud las opiniones que se han ofrecido a través de los distintos medios de comunicación, unas a favor y otras en contra de wikileaks. Uno de los artículos de opinión que más ha llamado mi atención ha sido el publicado por Michel Chossudovsky en el portal Globalresearch.ca y que lleva por título ¿quién está detrás de wikileaks? . Prometo traducirlo y publicarlo de forma íntegra en Ei durante los próximos días, pero de momento cito algunos párrafos interesantes:

Dicho artículo comienza con una cita del escritor británico Aldoux Huxley:
"Los grandes banqueros, tirando de una simple palanca que controla el flujo del dinero, pueden crear o destruir economías enteras. Controlando los comunicados de prensa acerca de las distintas estrategias económicas que establece cada país, la élite del poder no sólo es capaz de estrechar su dominio sobre la estructura económica del país, también puede extender ese control a lo largo del mundo. Aquellos que poseen tal poder, lógicamente querrán permanecer en un segundo plano, invisibles al ciudadano medio"

"A pesar de que wikileaks y su editor jefe Julian Assange ofrecen una preocupación y un compromiso acerca de la verdad en los medios de comunicación, las últimas publicaciones sobre los cables de la embajada de EEUU han sido cuidadosamente "redactados" por los medios en colaboración con el gobierno de EEUU... La pregunta importante es ¿quién controla y supervisa la selección, distribución y edición de los documentos que se hacen llegar al público general?

"Los medios de comunicación norteamericanos, en especial el New York Times, han desarrollado durante largo tiempo, una estrecha relación con el servicio de inteligencia de EEUU, en concreto, desde la "operación Mocking Bird", una iniciativa del departamento de proyectos especiales de la CIA, que se llevó a cabo a comienzos de los años 50'".


"El New York Times ha servido, a lo largo de su historia, los intereses de la familia Rockefeller... y a día de hoy, los Rockefeller poseen una parte importante del accionariado de varios medios de comunicación de EEUU"

"Respecto al programa nuclear desarrollado por Irán, los cables filtrados se anuncian como "prueba" de que Irán constituye una seria amenaza. Pero no hay mención alguna a todas las mentiras e invenciones que los medios norteamericanos publicaron en su momento acerca del programa de desarrollo nuclear iraní".


"Wikileaks y The Economist han tenido también una relación contradictoria. El fundador de Wikileaks, Julian Assange, fue premiado en 2008 por The Economist, como "mejor nuevo medio del año". The Economist tiene una estrecha relación con la élite financiera británica, quién apoyó en su momento la intervención del Reino Unido en la guerra de Irak... Además, The Economist lleva el sello de la familia Rothschild. Sir Evelyn Robert Adrian de Rothschild fue presidente de The Economist desde 1972 a 1989. Su mujer Lynn Forester de Rothschild forma parte en la actualidad de su consejo de dirección. Además, la familia Rothschild, posee una parte muy significativa del accionariado de The Economist... La pregunta es ¿por qué Julian Assange recibiría el apoyo de un importante medio británico que constantemente ha participado en la campaña de desinfomación mediática".

El origen de todo

Que la realidad es algo que supera la ficción es una afirmación que conocía muy bien Stieg Larsson. De la imaginación de este sueco salió el personaje de Lisbeth Salander, una adolescente bajita y delgada que es además una experta informática, capaz de hackear cualquier web hasta dar con la información secreta y confidencial que implica a la Sapo (servicio de inteligencia sueco) en la ocultación de los crímenes que un mafioso lleva realizando durante varios años.

Algo parecido a lo que en la vida real hacía Adrian Lamo (Boston 1981), hasta que en septiembre de 2003 decidió entregarse al FBI por haber entrado sin permiso al sistema de The New York Times. De hecho no fue la única "visita" que hizo el muchacho. Son varias las webs que logró hackear: Yahoo!, Microsoft, Bank of America, MCI WorldCom, McDonald's, Citigroup entre otras; hasta que el pasado mes de mayo recibió un email con una pregunta: -"Si tuvieses acceso a redes clasificadas durante 14 horas al día, 7 días a la semana durante más de 8 meses, ¿qué harías?". El joven que lo enviaba no era otro que Bradley Manning. Lamo tardó horas en descubrir que Manning y Assange ya llevaban varias semanas trabajando juntos y que Wikileaks a esas alturas, ya contaba con más de 400,000 documentos secretos norteamericanos. Fue el propio Lamo quien alertó al FBI sobre estas filtraciones.

El resto ya lo conocemos.

Conclusiones

Considero que aún es pronto para sacar conclusiones del fenómeno wikileaks, porque seguramente durante los próximos meses iremos conociendo nuevas noticias. A pesar de todo sí tengo claro dos cosas:

- Con los actuales ritmos de crecimiento de las distintas economías mundiales: durante la próxima década, EEUU tendrá un serio competidor a la hora de establecer cuál será la primera potencia económica mundial debido al auge del bloque formado por los BRICs (Brasil, Rusia, India y China). Es fácil adivinar que EEUU hará todo lo posible por mantener su hegemonía.

- En el apartado del funcionamiento de los distintos servicios de inteligencia, el Mosad es más que nunca, una referencia a nivel mundial.


Puede contactar con el autor del artículo en su correo electrónico:
mfreijo@estrategiasdeinversion.com

Sígueme en twitter:
twitter.com/migfreijo