La agencia estadounidense de garantía hipotecaria Fannie Mae, que se encuentra bajo tutela del Gobierno, ha solicitado al Tesoro de los Estados Unidos financiación por valor de 8.400 millones de dólares (6.550 millones de euros) con el objetivo de eliminar el déficit neto de la entidad a fecha 31 de marzo de 2010, según informó en un comunicado.