El grupo petrolero italiano Eni mantendrá sus actividades en Irán, pese a las presiones de Estados Unidos para que se bloqueen las inversiones en dicho país. Lo ha confirmado el administrador delegado de Eni, Paolo Scaroni, en una entrevista con el Financial Times publicada este miércoles. Scaroni ha declarado que el grupo 'se atendrá a sus contratos', añadiendo que no era 'apropiado' obligar a Eni a no respetar dichos contratos. El dirigente del grupo italiano asegura que Eni espera que Irán y los países occidentales retomen sus relaciones 'sobre una base razonable'.