La Bolsa de Tokio puso hoy fin a cuatro jornadas en negativo gracias a la depreciación del yen y a las expectativas de un posible rescate financiero para Grecia, que afronta una elevada deuda. El índice Nikkei subió 31,09 puntos, el 0,31%, hasta las 9.963,99 unidades mientras el Topix, que agrupa todos los valores de la primera sección, ganó 1,93 puntos, el 0,21%, hasta los 883,50 enteros.